domingo, 23 de septiembre de 2012

Imagen: Brassai

Irreversible, la carne cruda. 
Los labios mordisqueados por el placer de la sangre que todo lo empapa.
Todas las noches desnuda, sin tregua, la luna.
Un blues de color azul, 
pitillo y balcón. 

1 comentario:

  1. Genial, me ha fascinado. Poco más que añadir.
    Un abrazo

    ResponderEliminar